Tristeza en el embarazo

Durante los meses de embarazo es normal sentir tristeza en el embarazo, la madre se enfrenta a un estado de gran sensibilidad emocional causado por las hormonas. Es normal en muchas ocasiones sentirse desbordada de alegría o con ganas de llorar.

Las emociones que se experimentan durante los meses de embarazo son necesarias y adaptativas, siempre que no se cronifiquen ni se convierta en tu día a día. La tristeza, alegría y miedo en el embarazo actúan produciendo una ambivalencia emocional que es importante tener en cuenta.

 

Barriga de una mujer embarazada de perfil sobre fondo negro, con una mano sujetando la barriga desde abajo y otra desde arriba.

 

¿Por qué es importante tener en cuenta las emociones durante el embarazo?

Las distintas emociones (tanto positivas como negativas) junto con los cambios físicos provocados por el embarazo y las fluctuaciones de hormonas, tienen un gran impacto en la futura madre.

Pero es importante tener en cuenta que, aunque la tristeza sea funcional y muy necesaria, puede convertirse en desadaptativa.

Cuando la tristeza es persistente y se presenta conjuntamente con niveles elevados de ansiedad, apatía, falta de motivación, pensamientos negativos recurrentes, cambios en los patrones de sueño, irritabilidad, puede ser aconsejable acudir a un profesional de la salud mental para buscar el origen y ponerle solución. Así, la tristeza en el embarazo es una problemática muy importante a tener en cuenta.

También, te puede interesar nuestro artículo: Ansiedad en el embarazo: ¿Qué es?, causas y síntomas.

Síntomas de la depresión durante el embarazo:

A menudo puede resultar muy difícil determinar si realmente la persona esta experimentando depresión durante estos meses de espera o si se tratan de síntomas de tristeza intensa en el embarazo.

Algunos de las señales de alarma de tristeza en el embarazo pueden ser:

  • Estado de ánimo decaído, apatía y desilusión
  • Tristeza persistente y llanto excesivo
  • Falta de interés y placer por actividades que anteriormente se disfrutaban
  • Pensamientos pesimistas acerca de sí mismo, el resto y el mundo
  • Cambios de patrón en el sueño y en la alimentación
  • Pensamientos negativos hacia el embarazo y hacia el bebé

Estos síntomas pueden ser muy intensos y generar mucho malestar a la madre. Es posible que experimente incluso pensamientos negativos hacia su futura maternidad relacionados con ser una mala madre o no estar a la altura de lo que se espera de ella.

Acudir a un profesional de la psicología podría ser fundamental para abordar estos sentimientos y desarrollar habilidades para la futura maternidad.

 

Mujer de pelo moreno sentada en una cama mientras llora, lleva un sostén de color blanco y se seca las lagrimas con un pañuelo blanco.

 

¿Qué factores pueden influir en la aparición de tristeza en el embarazo?

Existen ciertos aspectos que pueden influir de forma significativa en el desarrollo de sentimientos de tristeza y malestar durante el embarazo.

Algunos de estos aspectos pueden ser:

  • Antecedentes familiares y/o personales de algún episodio depresivo.
  • Embarazo no deseado
  • Situaciones de conflicto con la pareja
  • Falta de apoyo social y/o familiar
  • Dificultades económicas
  • Experiencias estresantes diarias
  • Antecedentes de abortos u otras complicaciones en el embarazo

Estos factores pueden servir como factor precipitante para la aparición de tristeza y malestar, por eso, es importante conocer su existencia y saber que puede influirnos.

¿Cómo afecta la tristeza durante el embarazo al desarrollo del bebé?

Son muchas las investigaciones recientes que recalcan como los cambios en el estado mental de la madre influye directamente sobre el desarrollo del bebé antes y después de su nacimiento. Por lo que, sentimientos de tristeza en el embarazo, le podrían afectar.

Situaciones de estrés y la presencia de problemas emocionales como puede ser depresión o ansiedad, aumentan significativamente las probabilidades de que el bebé desarrolle un llanto excesivo al nacer. Además, puede incidir sobre el ritmo cardíaco fetal, el patrón de sueño y el movimiento dentro del útero.

En sintonía con esto, investigaciones recientes han relacionado la presencia de ansiedad en bebés cuyas madres experimentaron ansiedad durante los meses de embarazo.

 Actualmente no existen cuestionarios validados en español que evalúen de forma específica la tristeza durante el embarazo, pero si se han adaptado cuestionarios de depresión postparto para tristeza durante los meses de embarazo. Un ejemplo es la Escala de Depresión Postparto de Edimburgo (EDRS).

Con todo esto, resulta evidente concluir que el estado emocional de la madre influye sobre sobre el embarazo. Por lo que, abordar los sentimientos de tristeza y ansiedad durante el embarazo, es clave para el desarrollo del bebé.

 

Mujer de pelo largo castaño en primer plano observando con cara de preocupación un test de embarazo.

 

¿Cómo se puede reducir la tristeza durante el embarazo?

El primer paso es entender que sentir tristeza durante los meses de embarazo es normal. Aproximadamente entre un 40-50% de mujeres presentan sintomatología ansiosa durante los meses de embarazo. Para reducir la tristeza en el embarazo, te proponemos algunas pautas que pueden resultarte de ayuda:

Actividades como relajación, yoga o meditación pueden ayudar a combatir los síntomas de tristeza y malestar que puedan aparecer durante estos meses de espera. Así, con la ayuda de estos ejercicios, se puede ayudar a paliar la tristeza en el embarazo.

Realizar actividad física como por ejemplo, pasear, caminar o nadar, puede resultar muy beneficiosa puesto que libera distintas hormonas relacionadas con el bienestar como la dopamina (vinculada a la sensación de placer) y oxitocina (conocida como la hormona del amor en el cerebro).

Una alimentación equilibrada y saludable junto con actividad física, tendrán un gran beneficio tanto para la madre como para el bebé. La dieta mediterránea es un buen ejemplo de alimentación saludable.

Hablar y expresar las emociones a la pareja, familiares o amigos pueden resultar muy útil porque nos aporta un campo donde podamos sentirnos escuchados y comprendidos. Muchas veces, el simple hecho de comunicar el malestar que sentimos, puede ser de gran ayuda. Exponer emociones negativas como por ejemplo tristeza o apatía, puede resultar clave para trabajar contra la tristeza en el embarazo.

Finalmente, la Terapia psicológica: Si el malestar y la tristeza se alargara en el tiempo y fuera cada vez más intenso, acudir a un profesional de la salud mental podría ser recomendable. En consulta, a menudo se tratan todo tipo de emociones y situaciones que pueden provocar malestar.

Es muy importante ponerle solución a esta problemática puesto que las mujeres que experimenten un episodio depresivo durante su embarazo, tienen un 50% más de posibilidades de desarrollar una depresión tras dar a luz.

En AD Psicología Valencia podemos ayudarte

En AD Psicología Valencia, estamos comprometidos en proporcionar un enfoque personalizado y de alta calidad para garantizar el mejor servicio a nuestros pacientes. Contamos con profesionales formados y con gran experiencia.

Si quieres coger cita con cualquiera de nuestros especialistas para tratar la tristeza en el embarazo o cualquier otro puedes aquí mismo: Javier Guillén, Andrea Izquierdo, Carlos Torregrosa y Estefanía Cuélliga.

¡Estaremos encantados de poder ayudarte a superar tus miedos y mejorar tu calidad de vida!

También, te puede interesar nuestro artículo: ¿estoy triste o tengo depresión?

 

Mujer embarazada con vestido marrón llorando sobre un sofá.

 

AD Psicología Valencia